Santos Gutiérrez Prieto - Biografía


Santos Gutiérrez Prieto nace el 24 de octubre de 1820 en El Cocuy, Boyacá, Colombia. Hijo de Ignacio Gutiérrez y de María Prieto, estudió la primaria y secundaria en su pueblo natal y en el Colegio de Boyacá en Tunja respectivamente. Luego viajaría a Bogotá para estudiar en el Colegio de San Bartolomé y en la Universidad Central, graduándose como abogado en noviembre de 1845, después de la guerra de los supremos. De hecho, quedaron suspendidos pues entró a formar parte de las filas del ejército conservador en 1840, en plena guerra civil, por accidente. Fue capturado por las tropas liberales y puesto en libertad al poco tiempo, aunque no dejaría el ejército y seguiría luchando por causas liberales. En 1849 se casó con Ana Deodata Bernal, pero ella moriría unos años después. En 1853, habiendo trabajado como abogado y juez en Tunja, hizo parte de la cámara de representantes.

Combatió contra las tropas de José María Melo en 1854 cuando este derrocó a José María Obando. Fue parte de las batallas de pamplona, Tierra Azul y de la toma de Bogotá, por las que fue ascendido a Coronel. Restablecido el orden, fue diputado en las asambleas de Santander, Boyacá y Cundinamarca y en 1859 se hizo cargo de una pequeña tropa de liberales en Santander que derrotaron a los conservadores (mayores en número) cuando el gobierno de Mariano Ospina Rodríguez apoyó la rebelión de estos en Santander contra el gobernador liberal Manuel Murillo Toro. Tomas Cipriano de Mosquera se rebeló en Cauca contra el gobierno de Ospina y la confrontación se extendió por gran parte del territorio nacional para 1860. Pedro Alcántara Herrán fue enviado por Ospina para contener a los liberales en Santander, labor que cumplió con prontitud, poniendo a cargo a Leonardo Canal del estado de Santander. Gutiérrez se rebeló contra Canal en enero de 1861 sin mucho éxito. El 14 de febrero participo en la batalla de Hormezaque, logrando ocupar Tunja. Sin embargo, aunque los liberales controlaban la capital del estado (Boyacá) no controlaban el mismo, por lo que en la semana del 1 al 7 de abril (apodada la “Gran Semana) vencieron al ejército conservador y lograron el control completo del estado, determinante para la toma de Bogotá por el General Mosquera. Al tomar Mosquera el poder, Gutiérrez derrotó a los conservadores en la batalla de Santa Barbará de Cartago en septiembre de 1862. Fue senador y diputado, además de hacer parte de la Convención de Rionegro, donde se sancionó la constitución de 1863. Fue elegido para gobernar Colombia entre 1868 y 1870 (llamada Estados Unidos de Colombia de acuerdo a la nueva constitución).

En estos dos años de gobierno se firmó un acuerdo para empezar la construcción del canal interoceánico a través de panamá y se establecieron los límites con Brasil. Se ausentó durante casi un mes para casarse con Hermelina Concha entre diciembre de 1868 y enero de 1869. Después de su presidencia, entregó el cargo a Eustorgio Salgar, fue gobernador de los estados de Boyacá y Cundinamarca, y viajó a Francia como embajador. Al regresar a Colombia, se estableció en su hacienda en Cundinamarca. Santos Gutiérrez Prieto Muere el 6 de febrero de 1872 en Bogotá.
Lee esta Biografía

Santos Acosta Castillo - Biografía


Manuel María de los Santos Acosta Castillo nace el 1 de noviembre de 1827 en Miraflores, Boyacá, Colombia. Fue hijo de Joaquín Acosta y de Micaela Castillo. Se educó en la Escuela de Miraflores, el Colegio Boyacá en Tunja y luego viajó a Bogotá para estudiar en el Colegio Mayor del Rosario y luego en el Colegio Nacional, donde se graduó como doctor en Medicina y Cirugía en 1851. Dos años después ya era rector del Colegio Boyacá, además de ser profesor de anatomía hasta 1856. Sin embargo, inició su carrera política en 1853 como vicepresidente de la cámara provincial de Tunja. En abril de 1854, cuando José María Melo tomó el poder en manos de José María Obando, Acosta luchó contra Melo con el grado de Capitán. Luchó en las batallas de Zipaquirá y Tíquiza en Mayo, acciones por las que fue ascendido hasta Coronel y nombrado gobernador de Boyacá. Ejerció allí sus funciones por dos años, renunció y tomó la rectoría de la Universidad de Boyacá. En enero de 1858 se casó con Carlota Larrota Castañeda. En 1860 apoyó la insurrección de Tomas Cipriano de Mosquera contra el gobierno de Mariano Ospina Rodríguez. Se destacó en la batalla de Hormezaque en febrero de 1861 bajo el mando del General Santos Gutiérrez Prieto y fue ascendido a General. Participó en la toma de Bogotá el 18 de julio y el 12 de octubre fue nombrado gobernador del estado de Boyacá. En 1863, Mosquera nombró a Acosta ministro de guerra y marina, pero renunció en 1864 para encargarse nuevamente de la gobernación del estado de Boyacá. Mosquera lo nombró en 1867 segundo designado y comandante en jefe de las fuerzas armadas, pero cuando este cerró el congreso, causó malestar en varios sectores que provocaron una conspiración contra Mosquera. Acosta participó en ella, Mosquera fue capturado y Acosta tomó el poder desde el 30 de mayo de 1867 hasta el 31 de marzo de 1868. Santos Gutiérrez era quien debía ocupar el cargo de presidente para finalizar el mandato que dejó Mosquera pues era el primer designado, pero no lo hizo pues se encontraba en el exterior. En el gobierno de Acosta se creó la Universidad Nacional, la oficina general de cuentas y se empezó la construcción del ferrocarril entre Barranquilla y Sabanilla. También se organizó el archivo y la biblioteca nacional, las extensiones de café se incrementaron considerablemente y se comenzó la explotación de carbón en el cerrejón.

Viajó a Estados Unidos durante el gobierno de Santos Gutiérrez al ser nombrado ministro plenipotenciario para ese país. De regreso a Colombia fue diputado en la asamblea de Boyacá entre 1870 y 1872, y este último año fue senador por Boyacá. Durante el gobierno de Santiago Pérez fue ministro de guerra y marina a principios de 1875 y en agosto sufrió un atentado contra su vida, perpetrado por un estudiante. Durante la guerra civil de 1876, el presidente Aquileo Parra encargó a Acosta el ejército de occidente ya que el general Marceliano Vélez se rebeló contra su gobierno. Vélez fue derrotado en la batalla de Garrapata por Acosta pero este escapó antes de ser capturado y se entregó al general Julián Trujillo. Acabada la guerra, Acosta continúo como ministro de guerra hasta 1878. Fue nuevamente senador por un año, esta vez representando al estado de Tolima entre 1880 y 1881, ministro de gobierno del presidente Rafael Núñez en 1884 y se retiraría en 1885 para dedicarse a actividades personales, dejando de lado la guerra civil de aquel año. Diez años después seria incriminado por una conspiración contra el gobierno de Miguel Antonio Caro en 1895. Fue puesto en prisión, logrando salir al poco tiempo mediante el general Sergio Camargo, quien era su cuñado. Sus últimos años permaneció apartado de la vida política y la guerra de los mil días. Santos Acosta Castillo muere el 9 de enero de 1901 en Bogotá.
Lee esta Biografía

Manuel Murillo Toro - Biografía


Manuel Murillo Toro Nace el 1 de enero de 1816 en Chaparral, Tolima, Colombia. De familia de pocos recursos económicos, estudió la primaria en Chaparral y la secundaria en el Colegio San Simón en Ibagué, con ayuda de amigos de la familia. Viajó a Bogotá y trabajó como copista de Lino de Pombo, entonces secretario de relaciones exteriores para el presidente Francisco de Paula Santander. Con lo que ganaba logró costear sus estudios de Medicina (por insistencia de su padre) en el Colegio del Rosario y luego en el de San Bartolomé, donde cambiaria a derecho y se graduaría como abogado en 1836. Fue oficial mayor en la cámara desde 1837 hasta 1840 y también fue columnista de El Correo y Bandera Nacional, reconocidos periódicos liberales en aquel momento desde los cuales criticó duramente al gobierno de José Ignacio de Márquez. En 1840 participó en la guerra civil del lado de los federalistas, apoyando a José María Obando en su insurrección en el sur del país, y bajo el mando los coroneles Manuel Gonzales y José María Vezga en el norte. Tras la derrota de los federalistas, trabajó en la restauración de la paz. No obstante fue perseguido por el gobierno, viajando a Panamá para ejercer como secretario del gobernador Anselmo Pineda en 1843. Al año siguiente viajó a Santa Marta y en 1845 se casó con Ana Romay Cabarcas. En 1846 ingresó al congreso para representar a Santa Marta. En 1847 fundó la Gaceta Mercantil y representó a la provincia de Mariquita en el congreso. José Hilario López lo nombró ministro de relaciones exteriores y ministro de hacienda durante su gobierno en 1849. Una vez finalizado el gobierno de López, Murillo se dedico al periodismo, escribiendo artículos políticos y económicos en los periódicos El Constitucional y El Neogranadino. En 1855 fue director del periódico El Tiempo, reconocido hasta nuestros días. En 1857 se presentaría para ser elegido presidente de la república junto con Tomas Cipriano de Mosquera y Mariano Ospina Rodríguez, obteniendo la presidencia este ultimo. Ese mismo año dejó la dirección del periódico para encargarse de la gobernación del estado de Santander, desde donde tuvo varios desacuerdos políticos con Ospina. El descontento era generalizado pues las reformas del gobierno central asfixiaban al partido liberal, y dieron paso a la guerra civil de 1860, cuando Tomas Cipriano de Mosquera desconoció el poder de Ospina (siendo gobernador de Cauca). Mosquera entraría triunfante a Bogotá en 1861 pocos meses después de Ospina terminar su periodo de gobierno. Murillo volvió a hacerse cargo de la dirección del diario El Tiempo. Mosquera tomó la presidencia de la república y nombró a Murillo embajador en Francia. Sin embargo no se haría efectiva su posesión en este cargo debido a que el gobierno francés (en manos de Napoleón III) fue criticado por Murillo en sus artículos mientras ejercía el periodismo. En su lugar, viajó a Estados Unidos para ejercer el cargo de ministro plenipotenciario de Colombia y donde conoció al presidente Abraham Lincoln. Allí se enteró que había sido elegido presidente de la república; regresó a Colombia y se posesionó el 10 de abril de 1864.

Su gobierno es considerado uno de los más progresistas de la historia de Colombia. Permitió la libertad de cultos y que los estados manejaran sus asuntos sin demasiada intervención del gobierno, encargándose solo al monopolio del orden y la justicia. Permitió la impresión de los primeros mapas de los estados (nueve) y el mapa general del país por obra del geógrafo Manuel Ponce de León de la Comisión Corográfica. A Manuel Murillo Toro se le adjudica la adquisición y el arribo del primer sistema de comunicaciones en Colombia, siendo este un telégrafo eléctrico, inaugurado el 1 de noviembre de 1865. También reformó el colegio militar implantado durante el gobierno de Mosquera. En 1866 entregó la presidencia a Mosquera e hizo fuerte oposición a su gobierno, por lo que se dictó una orden de arresto en su contra. Hizo parte de la conspiración del general Santos Acosta, quien tomaría el poder por la fuerza en 1867. Murillo fue nombrado embajador en Venezuela, y luego ocuparía el puesto de magistrado de la corte suprema de justicia.

Fue elegido presidente nuevamente en 1872, ampliando en gran medida la red telegráfica que había comenzado en su primer gobierno, y redujo considerablemente la deuda externa. También inauguró el alumbrado público de gas en Bogotá, decretó el 20 de julio como día de fiesta nacional y comenzó la construcción del ferrocarril de buenaventura, además de mejorar la navegación por el rio magdalena. Al terminar este último mandato volvería a Venezuela encargado de la Legación Diplomática y fue representante en el congreso hasta 1879. Manuel Murillo Toro muere el 26 de diciembre de 1880 en Bogotá.
Lee esta Biografía

Mariano Ospina Rodríguez - Biografía


Mariano Ospina Rodríguez nace el 18 de octubre de 1805 en Guasca, Cundinamarca, Colombia. Fue hijo de Santiago Ospina y de Josefa Rodríguez. Al morir su madre cuando él era niño, creció con su padre y sus tías. Fue enviado a estudiar en Santa Fe de Bogotá con el párroco Bernal del Basto. Estudio en la Escuela Gramática Latina, donde conoció a José Ignacio de Márquez y a Manuel Antonio Sanclemente, futuros presidentes de la república. Se graduó como abogado del Colegio de San Bartolomé y trabajo como vicerrector en un colegio de primaria en Bogotá. En 1828 era catedrático en economía política en el Colegio de San Bartolomé pero debió huir a Antioquia después de la Conspiración Septembrina, pues había participado en ella, y trato de refugiarse con José María Córdova, quien se había revelado contra Simón Bolívar. Sin embargo Córdova fue derrotado en la batalla del Santuario y asesinado después de esta.

Ospina ejerció como secretario del prefecto de Antioquia en 1829 y en 1831 se unió a Salvador Córdova (hermano de José María Córdova) como su secretario, cuando este se declaró jefe civil y militar de Antioquia. Su gran capacidad administrativa permitió que siguiera en el cargo aún bajo distintos gobernadores en Antioquia. En 1834 representó a Antioquia en la cámara y se casó con Marcelina Barrientos. 6 años después su esposa muere y Ospina se casa con la hermana de ella, Rosario Barrientos.

En 1848, se le atribuye a Mariano Ospina y a José Eusebio Caro la fundación del partido conservador. Desde la independencia predominaron dos ideologías: la federalista y la centralista. De hecho, la primera guerra civil que vivió Colombia como territorio independiente de España fue por tales diferencias entre 1812 y 1816, con Antonio Nariño como líder de los centralistas, y Antonio Baraya y Simón Bolívar entre los federalistas. Este es uno de varios eventos por el cual se conoce a la naciente nación como “La Patria Boba”, pues aunque se proclamó la independencia de España, no había base institucional alguna y los españoles todavía tenían control de regiones importantes, además de tener lugar diferentes conflictos entre criollos. Ya a finales de 1816, federalistas y centralistas se unirían para expulsar a España y se formaría lo que hoy se conoce como la Gran Colombia (en ese entonces llamada República de Colombia y que comprendía las actuales naciones de Colombia, Ecuador, Panamá y Venezuela, además de territorios que hoy hacen parte de Brasil, Costa Rica, Guyana, Nicaragua y Perú). No obstante, cuando Bolívar regresa a la Gran Colombia después de liberal a Perú, retoma el poder y se declara dictador, entrando en contravía con los proyectos que había implantado Francisco de Paula Santander mientras gobernaba, que tenían un carácter civilista y federalista. Posteriormente los federalistas serian considerados liberales y los centralistas conservadores.

En 1841 Ospina sirvió en el gobierno de Pedro Alcántara Herrán como ministro del interior y ministro de relaciones exteriores. Fue nombrado gobernador de Antioquia por Tomas Cipriano de Mosquera en su primer periodo de gobierno y fue representante de Antioquia en la cámara nuevamente entre 1848 y 1851. Ese último año fue capturado por participar en la conspiración contra el gobierno de José Hilario López. Fue recluido en el Colegio de San Bartolomé y luego trasladado a una prisión estatal. Al año siguiente es absuelto y regresa a las afueras de Medellín donde se dedica a actividades personales. En 1853 fue gobernador de Medellín.

Como su segunda esposa también murió, se casó con Enriqueta Vásquez en 1855. En 1857 su partido, el conservador, lo propuso para ocupar la presidencia de la república. Sucedió a Manuel María Mallarino y durante su gobierno dio prioridad a los intereses de su partido, instó a la compañía de Jesús a retornar al país y sancionó la constitución de la Confederación Granadina en mayo de 1858, en la cual se cambiaba el nombre a la Nueva Granada. Ospina apoyo insurrecciones conservadoras en varios estados del país en manos de liberales, desencadenando una guerra civil en la que tuvo que enfrentar al general Tomas Cipriano de Mosquera, gobernador de Cauca, cuando se sublevó contra el gobierno central en 1860. Finalizado el periodo de gobierno de Ospina al año siguiente, Mosquera toma el poder unos meses después, habiendo ocupado Bogotá con las tropas rebeldes. Mosquera ordenó apresar a Ospina y fue capturado el 8 de junio con su hermano Pastor Ospina. Iban a ser ejecutados pero en su lugar los enviaron a una prisión en Cartagena. Al año siguiente, en septiembre de 1862, escaparon de prisión y viajaron a Jamaica y a Guatemala.

En 1871 regresó a Panamá, vivió allí unos meses y luego viajo a Medellín. Trabajó como profesor en la universidad de Antioquia, fue senador por el estado de Tolima y diputado por Antioquia entre 1873 y 1875. Mariano Ospina Rodríguez muere el 11 de enero de 1885 en Medellín. En el siglo XX, su hijo Pedro Nel Ospina y su nieto, Mariano Ospina Pérez llegarían a ser presidentes de la república.
Lee esta Biografía

Manuel María Mallarino - Biografía


Manuel María Mallarino Ibargüen nace el 18 de junio de 1808 en Cali, Colombia. Hijo de José María Mallarino y Juana María Ibargüen, vivió en Cali, Bogotá y Popayán en su infancia. Estudió en la universidad del Cauca graduándose como abogado en julio de 1831. Empezó trabajando con el partido conservador entre 1832 y 1835, hasta llegar a ser congresista y senador de la república desde 1836. Ese mismo año, el 2 de febrero, se casó con Mercedes Cabal en la hacienda del pantanillo, en Valle del Cauca. Fue gobernador de Popayán y de Buenaventura. Representó a la Nueva Granada en Ecuador y fue nombrado secretario de relaciones exteriores y de obras públicas entre 1846 y 1848, cuando Tomas Cipriano de Mosquera gobernaba por primera vez.

Con motivo de la llegada del liberalismo al poder, Mallarino viaja a Perú, y solo regresaría hasta 1854 para apoyar a José Hilario López, Tomas Cipriano de Mosquera y Pedro Alcántara Herrán en la reinstauración del orden, ya que José María Melo había derrocado a José María Obando. Cuando Melo fue derrotado y expulsado del país, y Obando era juzgado injustamente por su presunta colaboración con Melo en el golpe, la patria quedo bajo el cargo del entonces vicepresidente José de Obaldía. En 1855 Mallarino fue nombrado presidente constitucional después de vencer en elecciones a Manuel Murillo Toro. Su gobierno se caracterizo por el pluralismo: no dio preferencias a ninguno de los dos partidos políticos. No hubo guerras civiles ni golpes de estado, las finanzas públicas se administraron de buena manera (al punto de pasar del déficit al superávit) y se redujo de manera drástica la cantidad de personal en la fuerza pública. Además, se empezó el proceso para dar autonomía a los estados de la Nueva Granada, estipulado en la reciente constitución de 1853. Su periodo de gobierno terminó el 31 de marzo de 1857, dejando la presidencia en manos de Mariano Ospina Rodríguez. Después de la presidencia trabajó como periodista (fruto de esto sería su nombramiento como miembro de la Academia Colombiana de la Lengua, de la cual también serian miembros Miguel Antonio Caro y José Manuel Marroquín) y como docente. En 1861 nuevamente fue secretario de relaciones exteriores bajo el segundo gobierno de Tomas Cipriano de Mosquera y en 1869 redactó los códigos de instrucción pública electoral y servicio penal para el presidente Santos Gutiérrez Prieto. Fue propuesto como presidente nuevamente en 1872, siendo derrotado esta vez por Manuel Murillo Toro. Durante el gobierno de Eustorgio Salgar fue director de instrucción pública.

Manuel María Mallarino muere el 6 de enero de 1872 en Bogotá.
Lee esta Biografía

José María Melo - Biografía


José María Dionisio Melo Ortiz nace el 9 de octubre de 1800 en Chaparral, Tolima, Colombia. De origen indígena, fue hijo de Manuel Antonio Melo y de María Antonia Ortiz. Vivió en Ibagué hasta empezar su carrera militar como Teniente en el ejército de Simón Bolívar, en abril de 1819, teniendo la oportunidad de participar en las batallas de Bomboná en 1822, Junín y Ayacucho en 1824, decisivas en la independencia de Peru. Un año antes había ascendido a Capitán y posteriormente peleó en la toma del Callao en 1825. Participó bajo el mando de Tomas Cipriano de Mosquera en el Portete de Tarqui con motivo de la invasión peruana a la Nueva Granada en 1829. En 1830 ascendió a Coronel. Hizo parte de la rebelión del batallón del Callao en Bogotá contra el gobierno de Joaquín Mosquera, y estuvo de acuerdo con la toma del poder de parte del General venezolano Rafael Urdaneta ya que ambos promulgaban los ideales de Bolívar.

Una vez Domingo Caycedo se declaró en ejercicio del poder, después de las acciones victoriosas de José María Obando y José Hilario López contra Urdaneta, Melo tuvo que abandonar el país. Fue a Venezuela, pero allí también actuaria en contra del gobierno de José María Vargas y lo derrocaría con un grupo de conspiradores (como parte de la célebre revolución de las reformas en Venezuela), entre los que se encontraban Santiago Mariño, Diego Ibarra y Pedro Carujo. Sin embargo debido al desorden institucional provocado, José Antonio Páez retomó el control y dejó encargado de la presidencia a José María Carreño. Algunos miembros de los reformistas fueron capturados y otros expulsados del país a finales de 1836 (encontrándose Melo en este último grupo). Melo Viajó entonces a Europa, y vivió durante 1837 en Bremen, Sajonia (actual Alemania) donde se instruyó con textos de corte socialista. Volvió a Nueva Granada en 1840 y se dedicó a actividades de su vida privada en Ibagué. Durante el gobierno de José Hilario López, se le restituyeron sus grados, además de ascenderlo a General en 1851. Por esa época estaba casado (desde 1843) con Juliana Granados, con quien tuvo un hijo. Su segundo matrimonio fue con María Teresa Vargas, con quien tuvo un hijo y una hija. Se le asignó la jefatura del ejército entre agosto de 1851 y junio de 1852.

La situación en la patria estaba tensa pues la clase dirigente hacia lo posible por integrar la economía neogranadina al mundo, dando concesiones a empresas británicas y europeas sobre el territorio nacional e impulsando el librecambio. Este aspecto era contraproducente para los artesanos, a quienes cada vez les costaba más sobrevivir. Los disturbios por la lucha de clases cada vez eran más violentos e incontrolables. A partir de la muerte de un cabo bajo el mando de Melo, fue empezó la cuenta regresiva para la guerra civil. En enero de 1854, el cabo Pedro Ramón Quiroz tuvo una pelea y quedó herido de gravedad, razón por la cual llego tarde al regimiento. Melo lo mandó arrestar pero una vez se enteró de su estado lo enviaron a un hospital militar. El joven murió y a Melo se le acusó de ser el causante de su muerte, y aun con pruebas y testigos que confirmaban su inocencia, iba a ser juzgado en un consejo de guerra.

Obando, quien se encontraba gobernando desde el 1 de abril de 1853, fue hecho prisionero por Melo el 17 de abril de 1854, quien vio que le quedaba poco tiempo. Melo también abolió la constitución vigente y cerró el congreso. Esto dio inicio a la nueva guerra civil. Su gobierno fue asediado constantemente durante los ocho meses que estuvo en el poder. José Hilario López tomó el mando del ejército del sur y Tomas Cipriano de Mosquera del ejército del norte. Ambos se encontraron en la sabana de Bogotá y bajo el mando de Pedro Alcántara Herrán, atacaron a Melo, quien contaba con cerca de 7.000 hombres. El 4 de diciembre Melo se rinde y es condenado a prisión, se le confiscaron sus bienes y luego fue desterrado por 8 años (Sin embargo, Melo no volvería en su vida, ni sus restos una vez muerto). En octubre de 1855 viajó a Costa Rica. Luego, en 1859 se encontraba en El Salvador y allí fue nombrado inspector del ejército por el gobierno de ese país. Posteriormente viajó a Guatemala. Su última parada seria México, donde solicitó a Ángel Albino Corzo, seguidor de Benito Juárez, que lo ayudara a entrar al ejército. Corzo habló con Juárez y este permitió su ingreso.

En Chiapas, cerca de la frontera con Guatemala, tenia listo un pequeño ejército para defender las ciudades vecinas de los ataques de conservadores mexicanos, quienes preparaban los ataques desde Guatemala. José María Melo muere fusilado el 1 de junio de 1860, en la población de La Trinitaria, cerca de Chiapas, México, luego de que su destacamento fuese sorprendido por fuego enemigo.
Lee esta Biografía

Pedro Alcántara Herrán - Biografía


Pedro Alcántara Herrán Martinez de Zaldúa nace el 19 de octubre de 1800 en Bogotá, Colombia. Hijo de españoles, estudio en el Colegio de San Bartolomé pero a los 13 años, en enero de 1814, dejó sus estudios e ingreso al ejercito Patriota como cadete. En la batalla de la Cuchilla del Tambo fue capturado por el ejército Realista, suceso que vivió junto a otros lideres importantes del país. Al no ser ejecutado como estaba previsto, debió servir al ejército Realista, donde ascendió a Capitán en 1821. Sin embargo, el 5 de mayo de 1822 pasó a filas Patriotas nuevamente bajo el mando del Antonio José de Sucre. Participó en las batallas de Corpahuaico y Ayacucho siendo oficial de caballería y en 1828 fue ascendido al grado de General por Simón Bolívar y nombrado intendente de Cundinamarca. En 1832 viajó al Vaticano, regresando al país para dedicarse a actividades privadas. Posteriormente viajó a Panamá, fue gobernador de Cundinamarca y secretario de relaciones exteriores. Entre 1839 y 1842 participó activamente en la guerra de los supremos a favor del presidente José Ignacio de Márquez y con ayuda del General Tomas Cipriano de Mosquera. En esta, el General José María Obando aprovechó las revueltas provocadas por los clérigos para rebelarse contra el gobierno de Márquez, luego de que este promulgase una ley para suprimir los conventos menores en Pasto. Obando fue derrotado por Herrán, Mosquera y Márquez, lo cual lo obligó a asilarse en Perú bajo el gobierno de Juan Crisóstomo Torrico.

Herrán siempre fue partidario de Bolívar, por lo que las ideas de Francisco de Paula Santander y del dirigente venezolano José Antonio Páez le eran indiferentes. Mientras estuvo en Europa estudió idiomas y física. En 1841, en plena guerra civil, se le propuso ser presidente de la república y aunque al principio no obtuvo la mayoría, el congreso lo ratifico como presidente y se posesionó el 2 de mayo. No obstante la guerra no había terminado y por tal razón su vicepresidente, Domingo Caycedo, lo reemplazó hasta 1842. En septiembre de ese mismo año se casó con Amalia Mosquera Arboleda, hija de Tomas Cipriano de Mosquera. La guerra dejó devastado el país así que las reformas de Márquez no tuvieron el resultado que se esperaba. Entre las obras de Herrán se cuentan el censo de 1843, la organización de ferias de exhibición de artesanías y productos industriales y la fundación de colegios misioneros. La educación recibió un impulso significativo y además, por obra del entonces ministro del interior Mariano Ospina Rodríguez, se implantó un nuevo plan educativo. Construyó la carretera del Quindío y admitió a los jesuitas de nuevo en el país.

Al terminar su periodo de gobierno trabajó como secretario de guerra. Cuando José María Melo derrocó a José María Obando, se dio inicio a una nueva guerra civil. Herrán agrupó los ejércitos del norte y del sur, comandados por Tomas Cipriano de Mosquera y José Hilario López respectivamente. Juntos prepararon y vencieron en el asalto a Bogotá donde se encontraban emplazados cerca de 7.000 soldados a favor de Melo en 1854. Siendo ministro plenipotenciario en Costa Rica, firmo el tratado Calvo-Herrán que fijo los límites de la nación con Costa Rica (en ese entonces Panamá era parte de Colombia) y posteriormente fue diplomático en Washington pero renunció en 1860, con motivo de la rebelión de Mosquera frente al gobierno de Mariano Ospina Rodríguez. Cuando Mosquera tomó el poder, Herrán tuvo grandes diferencias con él. Consecuencia de esto se le destituyó de sus funciones como embajador en Estados Unidos y se le quitaron sus rangos como militar, aunque en 1866 se le restablecieron. Tuvo cargos diplomáticos en Guatemala y El Salvador, y volvió a la nación para ser senador de Antioquia, su último cargo.

Herrán fue hermano de Antonio Herrán, arzobispo de Bogotá y primo de Francisco Javier Zaldúa, quien fuese presidente de la república más adelante. Pedro Alcántara Herrán muere el 26 de abril de 1872 en Bogotá.
Lee esta Biografía