Miguel Abadía Méndez – Biografía

Miguel Abadía Méndez nace el 5 de junio de 1867 en la Vega de los Padres (actual Coello), Tolima, Colombia. Se educó en Bogotá, primero en el colegio del espíritu santo, posteriormente en la universidad católica y luego graduándose como abogado del Colegio Mayor del Rosario en 1888. Al poco tiempo se casaría con Elisa Santamaría, al tiempo que participó como redactor del periódico el Colombiano, apoyando al candidato presidencial Miguel Antonio Caro en 1891. Ocupó varios ministerios, en algunas ocasiones como titular y otras como encargado durante la administración de José Manuel Marroquín en 1900, siendo estos el ministerio de relaciones exteriores, el ministerio de hacienda y el ministerio de instrucción pública. Poco antes, Abadía había sido junto con José Vicente Concha, parte de la conspiración para derrocar a Manuel Antonio Sanclemente, ayudando a Marroquín a tomar el poder. Después del quinquenio de Rafael Reyes, en 1909 Abadía fue ministro de gobierno para el presidente Ramón Gonzales Valencia. Fue nuevamente ministro de Gobierno en 1915 para el presidente José Vicente Concha y ministro de instrucción pública en 1919 durante el gobierno de Marco Fidel Suárez. En 1924 fue ministro de gobierno por última vez e hizo parte del ministerio de correos y telégrafos como encargado, ambos ministerios durante el gobierno de Pedro Nel Ospina.

Abadía no tuvo contendores en las elecciones para la presidencia de 1926 pues el partido liberal no presentó candidato. Se posesionó el 7 de agosto, recibiendo la presidencia del general Pedro Nel Ospina. Su gobierno comenzó con buena aprobación gracias a las obras que se estaban impulsando desde la administración de Ospina. Sin embargo debió enfrentar las huelgas que poco después se convertirían en revueltas provocadas por los dirigentes sindicales de compañías agrícolas. Una de las huelgas más destacadas fue la de la compañía United Fruit Company, que dio paso a la represión de las fuerzas del estado conocida como la masacre de las bananeras del 6 de diciembre de 1928. Este tipo de represiones fueron adoptadas por el gobierno de Abadía ya que desde hace muy poco tiempo (específicamente desde la administración de Marco Fidel Suárez al aprobar la ley de huelgas) los obreros y campesinos se unían para hacer exigencias al gobierno, y este a su vez no sabía cómo proceder ante las multitudes. Se sumaba además la desconfianza que producía en el gobierno el hecho de que la ideología comunista se instalara en el país, ideología base de muchos de los líderes de las huelgas. Lo más notable de su administración fue la definición de los límites con Brasil en noviembre de 1928, Perú (mediante el tratado Lozano-Salomón, firmado en 1922 pero ratificado en marzo de 1928) y la definición de la soberanía de Colombia sobre el archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina por medio del tratado Esguerra-Bárcenas de marzo de 1928, donde también se indica que Colombia reconoce la soberanía de Nicaragua sobre la costa de Mosquitos. En 1929 le correspondió enfrentar la crisis económica mundial y se fundó la Federación Nacional de Cafeteros.

Abadía Méndez fue el último presidente de “La Hegemonía Conservadora”, ya que al final de su gobierno el partido conservador se encontraba dividido, lo cual permitió el triunfo del candidato liberal Enrique Olaya Herrera. Fue Profesor de Derecho, asistió a la cámara de representantes en varias ocasiones y realizó labores diplomáticas. Hizo parte de la Academia Colombiana de la Lengua y de la Academia Colombiana de Jurisprudencia. Después de la presidencia se dedicó a actividades personales. Miguel Abadía Méndez muere el 15 de mayo de 1947 en La Unión, Cundinamarca, municipio donde se encontraba su finca.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *